viernes, 16 de diciembre de 2011

El puesto de primer ministro de Papúa Nueva Guinea enfrenta al Parlamento y al Constitucional

Peter O’Neill, elegido primer ministro por el parlamento reclama a los tribunales que no entren en competencias políticas tras ser considerada inconstitucional su elección parlamentaria

Cuando Peter O’Neill fue elegido primer ministro de Papúa Nueva Guinea por su Parlamento se encontraba en el extranjero por motivos de salud. Este hecho ha sido juzgado como inconstitucional por los tribunales del país, resolviendo que sea Michael Somare el legítimo líder de la nación, después de ser alejado de su cargo por la mayoría de la cámara. 
Para el restablecimiento de Somare, el parlamento ha tenido que aprobar una ley con carácter retroactivo. Peter O’Neill defiende que es el Parlamento la institución legitimada para el establecimiento del líder del país y no los tribunales. 
La decisión ha hecho que miles de ciudadanos afines a O’Neill salgan a la calle, lo que ha provocado que la policía tenga que tomar las armas para defender la normalidad en el Estado del Pacífico occidental. 

Si le interesa el tema, le recomendamos el artículo de Al Jazeera

No hay comentarios:

Publicar un comentario